HAN CAIDO YA LAS HOJAS

Han caido ya las hojas
del olivo milenario
que planté cuando nací.
Y las llagas de la boca
y los dientes y los labios
ya no saben a alperchín.

Hoy por fin ha amanecido
y he quitado las persianas,
saludando al porvenir
Puedo al fin ser quien he sido
sin enjugarme las ganas
de volver a sonreír.

Ven a verme al fin del mundo,
ven a desligarme el nudo
que me ahoga el corazón.
Desaloja mis pesares
que han cerrado todos los bares
y quedamos tú y yo.

Esta semana te he escrito rimas
para quitarme de encima
las ganas de caminar
del fiasco hacia el ayer,
hoy ya me sobran los pies
me has dado alas para volar.